12 empresas mexicanas que desaparecieron y ni te diste cuenta

Publicidad

Muchas de estas desapariciones fueron causadas por el Tratado de Libre Comercio de 1994, que si bien le hizo bien a varios sectores económicos, también hizo que otras empresas no pudieran tomar medidas correctas para los cambios y terminaran cerrando (o vendiendo su empresa). Para expertos como Manuel Valencia, director de las carreras de Negocios Internacionales del Tecnológico de Monterrey, fueron los propios dueños de estas empresas los que no supieron adaptarse al cambio.

“Los sectores del plástico, juguetes y la tela fueron muy afectados por el TLCAN, pero con un componente de responsabilidad de ellos, de no saber generar alianzas y desarrollar nuevos productos”.

Algunas empresas no desaparecieron del todo, pero su presencia hoy en día es mucho menor que hace años.

1) Helados Bing

Imagen eliminada.

Fundados por el cubano Adolf Horn en 1963 en Guadalajara, Jalisco. En 1983, debido a la enfermedad de su esposa, Adolf decide vender Helados Bing, la cual ya contaba con 14 tiendas a José Luis González González en ese entonces presidente de Coca Cola. A partir de ese momento Bing creció de manera exponencial, llegando a establecerse 600 tiendas en el país.

En 1995 se fusionó con la empresa Unilever, la cual en 1999 se convirtió en la única propietaria de la firma Helados Bing.

2) Burger Boy

Un local de hamburguesas que intentaba copiar el estilo de las grandes cadenas estadounidenses que por entonces aún no invadían el mercado mexicano. Sin ser espectaculares, las hamburguesas y papas tenían un sabor agradable. Al ser anunciadas en el programa de Chabelo, había quienes decían que estos restaurantes eran suyos.

3) Videocentro

 

Antes de que pudieran verse películas on line, de la llegada de Blockbuster a México o de que la piratería estuviera presente en todos lados, acostumbrábamos a ir al videoclub más cercano y rentar una o más películas para ver en la comodidad de nuestro hogar. Con los años el negocio fue perdiendo esplendor, aunque aún puede encontrarse alguna sucursal de esta marca en algunas zonas del país.

4) Luz y Fuerza del Centro

Este organismo público fundado en 1903 distribuyó y comercializó la luz en la zona central de nuestro país por décadas. El 11 de octubre de 2009 se dispuso su extinción por decreto presidencial y se realizó una liquidación administrativa de sus trabajadores.

5) Chambourcy

Esta empresa de lácteos que debía su nombre a una población francesa, tuvo presencia en varios países por más de 20 años (muchos llevábamos estos yogurts a la escuela) hasta que en la década de los noventa se declaró en quiebra.

6) Camiones Ruta 100

Su nombre era Autotransportes Urbanos de Pasajeros Ruta 100 y era un organismo descentralizado dependiente del entonces Departamento del Distrito Federal que operó en la Ciudad de México y Área Metropolitana de 1981 hasta 1995, año en el que se declaró en quiebra y desapareció.

7) Gigante

Era una cadena de supermecados de presencia nacional que competía directamente con Comercial Mexicana y Walmart. A finales de 2007 Grupo Gigante fue comprado por Organización Soriana, con lo cual la tienda cambió de imagen.

8) Bital, Inverlat, Serfín

Esos bancos fueron adquiridos por otras instituciones bancarias como HSBC, Scotiabank o Santander. En el caso de Serfín, contaban con unos anuncios animados vaciladores protagonizados por aves.

9) Reino Aventura

En 1982, un grupo de empresarios mexicanos abrieron Reino Aventura, un parque de diversiones que en su momento fue el más grande de América Latina y cuya mascota era un dragón rosa llamado Cornelio. De 1985 a 1996 albergaron a Keiko, una orca macho que actuó en varias novelas y películas alcanzando fama internacional, y cuya despedida un domingo por la madrugada paralizó el sur de la Ciudad de México debido a la manera espontánea en la que la gente salió a despedirla en las calles.

Finalmente, en 1999 la compañía Premier Parks compró Reino Aventura y le cambió el nombre a Six Flags México, que reabrió sus puertas el 14 de abril del 2000. 

10) Danesa 33

Este era un negocio de helados ochentero que se encontraban en varias zonas de la Ciudad de México. Lamentablemente desaparecieron de un día para otro.

11) Tomboy

Muchos decían que eran mejores que las de Burger Boy, nosotros la verdad no recordamos mucho el sabor. Pero eso sí, el servicio podía ser al auto. Había algunas sucursales en la Ciudad de México, e incluso una en Acapulco.

12) Triciclos Apache

Cómo olvidar aquéllos días en los que Chabelo a todo mundo le regalaba avalanchas y en cada corte pasaban sus comerciales anunciando sus bicicletas, triciclos y deslizadores con su inolvidable eslogan “duran duran duran”. 

Publicidad
Imagen de
17/10/2014 0 visitas

¿Qué te pareció?