Conoce la triste verdad detrás de una de las fotos más famosas de la historia

Publicidad

Una de las fotos más conocidas de la historia del siglo XX oculta una verdad que pocos conocen. Quizás sabes de ella por lo que escuchaste en la escuela sobre la Guerra de Vietnam. Aparentemente la imagen nos remite a un evento en donde quien sostiene el arma es un asesino sin piedad, sin escrúpulos. La fotografía se titula "La ejecución de Saigón" y es precisamente la más famosa sobre esta guerra.

En 1968 esta imagen dio la vuelta al mundo causando repudio al sujeto que apunta a la cabeza del joven. Sin embargo, la realidad detrás de la fotografía es otra. 

 

 

El hombre que sujeta el arma fue Nguyen Ngong Loac, un general de Vietnam del Sur, el bando que, como ustedes recordarán, en la Vietnam dividida era la región que lidiaba contra Vietnam del Norte y el frente Vietcong, los dos comunistas y represivos. 

El general y las tropas de Vietnam del Sur hacía meses que encontraban cadáveres de mujeres por las calles, fosas comunes, todo producto de auténticas masacres y no se explicaban por qué. Finalmente, después de una ardua búsqueda hallaron al culpable de todos esos asesinatos, un psicópata quien era nada más y nada menos que un guerrillero hostil y renegado del Viet Cong. Cuando atraparon al muchacho, la multitud aclamaba justicia. El general Ngong Loac no hizo más que saldar sus crímenes, así que procedió a finiquitarlo con un tiro en la sien.

Cerca de ahí se encontraba un periodista y fotógrafo estadounidense de nombre Eddie Adams, que al ver el bullicio corrió a capturar el momento en una imagen, lo que le valió un premio Pullitzer por cierto.

Vida destrozada

La vida del general Ngong Loac quedó deshecha. La gente lo condenó por el resto de su vida sin saber quien era él realmente.  Ngong Lanc se estableció años después en Estados Unidos, abrió un negocio de pizzas, pero el que sus clientes se enteraran que él era el "villano" de la fotografía los hizo enfurecer, escupirle en la cara y hacer que cerrara el negocio (algo así como los "progres" enardecidos pidiendo justicia).

Adams, el fotógrafo, al comprender el contexto de la fotografía años después, dijo: "Maté al general con mi cámara, las imágenes son las armas más poderosas del mundo. Pero las fotografías mienten, aun sin estar manipuladas por algún medio de comunicación".

Cómo cambian las cosas conociendo su trasfondo y su verdadera historia....

Imagen de Lula Tercero
Lula Tercero 06/11/2015 0 visitas

¿Qué te pareció?